¡Britney Spears llega al altar!

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on reddit
Share on whatsapp
Share on email

¡Así es! Porque después de muchos escándalos y especulaciones, finalmente la princesa del pop contrajo matrimonio con Sam Asghari, tras cuatro años juntos. ¡En Bmag te contamos todos los detalles!

A siete meses de que Britney Spears ganará la larga batalla legal contra su padre, la cual ponía fin a la tutela que controlaba muchos aspectos de su vida, la cantante se casó en una íntima ceremonia en su hogar de los Ángeles, al sur de California. La ceremonia privada contó una selecta lista de 60 invitados, entre quienes estaban Madonna, Selena Gomez, Drew Barrymore y Paris Hilton.

El vestido

Tras meses de especulaciones sobre quién diseñaría el vestido de Spears, la cantante habría dado una pista en una publicación de Instagram borrada el año pasado en donde decía «Versace está haciendo mi vestido mientras hablamos».

La directora creativa de la marca, Donatella Versace, confirmó su participación este viernes, revelando en las redes sociales que su marca también había diseñado el esmoquin de Asghari.

Con una silueta clásica y una cola de tres metros, el diseño presentaba un escote pronunciado y mangas de hombros caídos. El corsé entallado estaba plisado en la parte delantera, mientras que la falda se dividía en una profunda abertura en la pierna en forma de V. Spears también llevaba guantes de tul adornados con perlas y un par de zapatos de raso blanco. Los sastres de la casa de moda tardaron más de 700 horas en confeccionar el vestido.

«Una tremenda cantidad de amor fue vertida en cada detalle. Junto con nuestro Atelier, creamos un vestido y un esmoquin que desprenden elegancia y glamour. Quedan perfectos juntos». Comentó la firma.

Versace también se unió a una lista de invitados de alto nivel que incluía a Lady Gaga, Madonna y Selena Gómez.

La diseñadora italiana, escribió en una foto de los recién casados que Spears ocupa «un lugar muy especial en mi corazón».

El escándalo de su exmarido

La boda no estuvo exenta de dramas, ya que, Jason Alexander, amigo de infancia de la artista, con quien estuvo casada en 2014 por solo 55 horas, fue arrestado después de intentar arruinar la boda. Alexander realizó una trasmisión de Instagram en donde mostraba como se acercaba a los guardias del evento, mientras les decía que Spears lo había invitado. “Es mi primera esposa, mi única esposa” “Estoy aquí para colarme a la boda” menciona en el video.

El capitán del Departamento de Policía del condado de Ventura informó que los agentes recibieron una llamada por invasión a la propiedad, después de las 14.00 horas del jueves, en donde se dieron cuenta de que se mantenía una orden judicial en contra de Alexander, por lo que procedieron a detenerlo.

Su familia no fue invitada

Si algo ha quedado a manifiesto en la boda, es la enorme brecha que separa a la artista de sus padres y hermana, una ruptura familiar que parece no tener vuelta atrás. En la lista de invitados no figuraban Jamie y Lyyn Spears, ni su hermana Jamie Lynn, como ella ha mencionado en varias ocasiones, le hicieron un daño irreparable. Solo asistió su hermano Bryan, de 45 años, el más anónimo de los Spears.

 Cabe recordar que Britney también estuvo casada con Kevin Federline, con quien tiene dos hijos de 15 y 16 años, los cuales tampoco asistieron a la ceremonia.

Según comentó el abogado del bailarín, enviaban los mejores deseos a su madre pero no iban a asistir. «Consideran que la atención de este día debe estar en Britney y Sam y están felices de que ella siga adelante» explicó. Dijo, habrían sido bien recibidos si hubieran ido. Sobre la opinión que tiene Kevin Federline de esta unión apuntó: «Él quiere que ella sea feliz y considera que será un paso positivo para ella en esta etapa después de su tutela legal, en la que construirá un futuro feliz y sano».



Una boda de ensueño

Pero dentro de todo lo malo, la boda se llevó a cabo de igual manera, con una decoración de cuento de hadas, la mansión se adornó con miles de rosas y adornos florales. Asimismo, Britney llegó en un carruaje tirado por caballos.

La cantante confesó “Estuve muy nerviosa toda la mañana, pero luego a las 2:00 pm realmente me di cuenta, ¡nos casaremos! Tuve un ataque de pánico y luego me recuperé”, confió al compartir videos y fotografías de la que calificó como una “boda de ensueño”.

Suscríbete